Muchos sistemas, una solución: comparación de humidificadores de aire

El porcentaje ideal de humedad ambiental en interiores oscila entre el 40 y el 60 %. Sin embargo, en muchos casos no se alcanza esta proporción. Como las personas no perciben si el grado de humedad es el correcto, la solución consiste en recurrir a un aparato capaz de proporcionar un clima interior óptimo. El humidificador de aire es uno de estos equipos. La variedad de técnicas de humidificación existentes, no obstante, hace que resulte difícil aclararse. Para ayudarle a distinguirlas, le vamos a ofrecer una descripción detallada de las distintas modalidades.

¿Qué tipos de humidificadores hay?

En términos generales, puede diferenciarse entre pulverizadores (nebulizadores ultrasónicos), difusores, evaporadores y humidificadores-purificadores de aire. Se distinguen básicamente por sus respectivos modos de funcionamiento. A continuación le exponemos las diferencias.

Pulverizador (nebulizador ultrasónico)

El pulverizador es uno de los sistemas de humidificación más económicos que existen, y se distingue por su escaso consumo de energía.
El pulverizador ultrasónico emite vibraciones de alta frecuencia que agitan el agua, provocando la emisión de gotas finísimas a partir de la masa líquida. Seguidamente, estas microgotas se difunden de forma homogénea por el ambiente. De esta manera se genera una neblina que humecta el aire de la estancia. Esta neblina tiene una particularidad, y es que reduce la temperatura del aire. Esto puede resultar agradable en verano, pero en invierno obliga a subir la calefacción. Además, la neblina puede condensarse cerca del aparato. Por este motivo, no se debe ubicar el pulverizador al lado de muebles o paredes, ya que absorberían la humedad condensada.
Hay que tener en cuenta, también, que la mayoría de pulverizadores tienen un radio de acción limitado y, por lo tanto, solo son adecuados para estancias pequeñas.

Otro problema es que si el agua de grifo utilizada contiene mucha cal, es decir, si tiene un alto grado de dureza, se irá depositando una capa de cal en el aparato y en algunos puntos de la estancia. Esto puede provocar problemas técnicos. El aparato debe limpiarse con regularidad, para que no se formen gérmenes y bacterias que pudieran pasar al aire de la estancia.

Síntesis de ventajas e inconvenientes

Ventajas:

  • Precio económico
  • Bajo consumo de energía
  • Efecto refrescante agradable en verano
  • Casi todos los pulverizadores son aptos para el uso de aceites esenciales, que ayudan a generar un clima interior agradable

Inconvenientes:

  • En invierno hay que contrarrestar su efecto refrescante subiendo la calefacción
  • Formación de agua condensada
  • Deposiciones de cal en la estancia
  • La potencia y el alcance de humidificación suelen ser insuficientes
  • Problemas técnicos si el agua es dura
  • Posible proliferación de bacterias y gérmenes

Evaporador

Por regla general, el evaporador funciona con un calentador eléctrico que lleva el agua al punto de ebullición. El vapor resultante se difunde seguidamente por el aire de la estancia. Esta técnica requiere un elevado consumo eléctrico en comparación con otros humidificadores de aire. Además, el sistema basado en la evaporación genera sedimentos calcáreos en la estancia. Por esta razón, es necesario descalcificar regularmente el aparato.
El evaporador puede provocar una precipitación de agua condensada, por lo que no se debe instalar cerca de las paredes o de los muebles. Asimismo, si no se regula correctamente puede dar lugar a una humidificación excesiva que propicie la formación de moho. De ahí la recomendación de utilizar un higrómetro para medir la humedad ambiental en la estancia. Con él se puede llevar un control del grado de humedad y realizar los ajustes necesarios siempre que sea preciso.

Una de sus ventajas es que el calor que genera elimina buena parte de gérmenes y bacterias. Al mismo tiempo, este calor supone un inconveniente, porque el vapor de agua puede ocasionar quemaduras. Por ello, debe colocar el aparato fuera del alcance de niños y animales. Otra desventaja es que, de no alcanzarse la temperatura necesaria, podrían proliferar las bacterias Legionella, que se propagaría por el aire de la estancia provocando enfermedades.

Síntesis de ventajas e inconvenientes

Ventajas:

  • El calor que genera elimina los gérmenes

Inconvenientes:

  • Alto consumo de energía
  • Deposiciones de cal
  • Formación de agua condensada
  • Riesgo de humidificación excesiva y formación de moho si no se regula correctamente
  • Peligro de quemaduras

Difusor

Los difusores de humedad se caracterizan por su bajo coste energético. El difusor consta de un ventilador que impulsa el aire aspirado a través de unas esteras filtrantes o láminas húmedas. De esta manera, el agua se volatiliza y se dispersa por el aire. A diferencia del evaporador y el pulverizador, este sistema tiene la ventaja de no generar velos de neblina que, tras avanzar por la estancia, acabarían condensándose en muebles, ventanas o paredes. Esta técnica descarta prácticamente de raíz la posibilidad de humidificar en exceso la estancia.

Sin embargo, presenta un grave inconveniente: las esteras filtrantes o láminas son un caldo de cultivo para gérmenes y bacterias, que podrían acceder desde ellas al aire de la estancia. Por ello es imprescindible cambiar las esteras con regularidad. Asimismo, se recomienda utilizar productos de limpieza adecuados.

Otro inconveniente del difusor de humedad es que solo resulta adecuado para estancias pequeñas. Su rendimiento no suele ser suficiente para habitaciones de un cierto tamaño.

Síntesis de ventajas e inconvenientes

Ventajas:

  • Precio muy económico
  • Bajo consumo energético
  • No se forma agua condensada ni neblinas

Inconvenientes:

  • Poco higiénico
  • Las esteras filtrantes tienen que cambiarse con regularidad
  • Proliferación de gérmenes y bacterias
  • Capacidad adecuada solo para estancias pequeñas

Lavador de aire

El lavador de aire funciona exclusivamente con agua del grifo. No requiere esteras ni filtros adicionales para humidificar el aire. Desde el bloque de placas circulares que gira dentro de la bandeja de agua se evapora un agua higiénicamente limpia. Este sistema no genera vapor ni neblina, como en el caso de los pulverizadores o evaporadores.
La propiedad más destacable del lavador de aire es que, además de humedecer el ambiente de forma natural, también reduce los agentes contaminantes presentes en el aire, como partículas de polvo o polen, y los retiene en el agua del aparato. Esto beneficia especialmente a las personas alérgicas. Este tipo de evaporación en frío es considerado el método de humidificación más eficaz e higiénico que existe, y tiene la ventaja añadida de no provocar la precipitación de cal en la estancia. Este fue el principio de funcionamiento con el que Fred Hitzler, fundador de la empresa Venta, revolucionó el mercado en 1981, cuando presentó su lavador de aire.

Las ventajas, en síntesis

Ventajas:

  • Método de humidificación higiénico y natural
  • No proliferan bacterias que pudieran acceder al aire de la estancia
  • No utiliza filtros, con lo que se descartan problemas de higiene
  • No se forman deposiciones de cal
  • No se forma agua condensada
  • Alta potencia de humidificación
  • Reducción natural de los contaminantes presentes en el aire
  • Consumo eléctrico extremadamente bajo

Lavadores de aire y humidificadores Venta

Filter

Filtro
Professional AH902
Humidificación de alta eficacia gracias a la tecnología VentWave™ 3DEscaso mantenimiento gracias al disco higiénico patentado, sin aditivos químicos Tecnología de filtrado Nelior certificada con filtro de sala limpia HEPA 14 según DIN EN 1822 Filtro de polvo grueso para partículas de incluso 10 μm: alarga la vida útil del filtro de sala limpia HEPA 14 Desinfección de un 99,9 % de los gérmenes mediante tecnología UVC Sensores de alta eficacia: indicación de la calidad del aire y la humedad ambiental en tiempo real Cómodo control de las funciones a través de la aplicación Venta Home App 
Original LW15
Airwasher Tamaño de la habitación hasta 25 m² Humedad saludable para un 40-60% óptimo Evaporación en frío higiénica sin esterillas ni filtros humidificadores Usar con agua del grifo Reducción natural de contaminantes en el aire con una humedad ambiental del 40-60% 
Color
Detalles
Original LW25
Airwasher Tamaño de la habitación hasta 40 m² Humedad saludable para un 40-60% óptimo Evaporación en frío higiénica sin esterillas ni filtros humidificadores Usar con agua del grifo Reducción natural de contaminantes en el aire con una humedad ambiental del 40-60% 
Color
Detalles
Comfort Plus LW25
AIRWASHER PREMIUM Tamaño de la habitación hasta 45 m² Humedad saludable para un 40-60% óptimo Evaporación en frío higiénica con tecnología innovadora VentWave ™ para una evaporación más eficiente y una reducción de material respetuosa con el medio ambiente Usar con agua del grifo Reducción natural de contaminantes en el aire con una humedad ambiental del 40-60% Higrostato digital para medir y controlar la humedad relativa Pantalla táctil interactiva 
Color
Detalles
Original LW45
Airwasher Tamaño de la habitación hasta 55 m² Humedad saludable para un 40-60% óptimo Evaporación en frío higiénica sin esterillas ni filtros humidificadores Usar con agua del grifo Reducción natural de contaminantes en el aire con una humedad ambiental del 40-60% 
Color
Detalles
Comfort Plus LW45
AIRWASHER PREMIUM Tamaño de la habitación hasta 60 m² Humedad saludable para un 40-60% óptimo Evaporación en frío higiénica con tecnología innovadora VentWave ™ para una evaporación más eficiente y una reducción de material respetuosa con el medio ambiente Usar con agua del grifo Reducción natural de contaminantes en el aire con una humedad ambiental del 40-60% Higrostato digital para medir y controlar la humedad relativa Pantalla táctil interactiva 
Color
Detalles